martes, 25 de agosto de 2015

La Creación del Universo : Sonido, luz y forma


La Creación del Universo
(Del Libro de Matías De Stefano " Vivir en el universo")

¿Cómo origina la Nada a todo lo que existe?

Sonido, Luz y Forma

Nadie sabe muy bien cómo ni por qué, pero lo que sí sabemos los seres de la Fuente Universal, es que la Nada se movió a sí misma, generando una vibración que llenó todo el espacio. Esa vibración fue lo primero que surgió y que lo llenó por completo, hasta el punto que su eco resuena aún en todas las cosas...
el famoso Sonido: OM(AUM) 
Al llenar el espacio, su vibración alteró a toda la nada, compactándola en el centro a gran velocidad por su eco. Este  sonido colisionó consigo mismo, y elevó su vibración,tanto así, que provocó chispazos. De aquí “El verbo creó la luz”...
Esta luz se reflectó a lo largo de este espacio, chocando contra unas Paredes Cósmicas*. Estas paredes son la contención magnética de fuerza generada por la Nada, en las cuales la Luz se reflectó, una y otra vez, dando forma a su velocidad, hasta el punto en que las primeras manifestaciones comenzaron a surgir, las primeras Formas, mejor conocidas como Bases de la Geometría Sagrada.
Ésta es la Sagrada Trinidad, más conocida por nuestra cultura cristiana como el Padre, Hijo y Espíritu Santo. En realidad, en su origen, el Espíritu Santo no se tomaba en cuenta, ya que éste es el que engloba a la misma Trinidad, la verdad de la Santa Trina es el Padre, la Madre y el Hijo.
No obstante esto, estas tres palabras son muy humanas y emocionales. El Padre es la fuerza generativa, la Madre es la formación de esa generación, y el Hijo es lo manifestado...
pero obviamente no había un Padre, ni una Madre ni tuvieron un Hijo... sino un Sonido, una Luz, y una Forma