lunes, 23 de noviembre de 2015

Imitar las virtudes de los demás

Imitar las virtudes de los demás


EL hecho de valorar las cosas buenas de las personas, es una acto totalmente espiritual, todos tenemos nuestros puntos fuertes y nuestros puntos débiles, si vemos en alguien algo que apreciamos, que nos gusta, que nos parece positivo, podemos observarnos y ver si nosotros poseemos ésa virtud, si no es así podemos imitarla y trabajar en ella.
Cuando en la observación detectamos cosas malas, sentimos que una pesona es mala, volvamos la vista a nosotros mismos y veamos si no compartimos en algún punto algo de ello, si tenemos cosas malas como aquél y por último, si no lo tenemos, prestemos atención a alguna virtud de esa persona y démosle valor.

Nosotros no somos jueces, somos pares y todos hemos venido a aprender, sé que es algo difícil, pero se puede modificar de a poco en nuestro pensamiento.

Saludos Fraternos!!