martes, 1 de septiembre de 2015

Dar Amor

Dar Amor

Ojalá podamos darnos cuenta de la realidad de ésta frase, pero estamos preparados para conmovernos y seguir nuestra vida como si nada hubiésemos leído, terminamos siendo parte de un rebaño, y nada puede sacarnos de él.
Miremos alrededor nuestro, seamos concientes de aquél que le falta, estemos atentos a abrir nuestro corazón y ver el dolor en el otro, ayudemos, de a poco, con algo pequeño, no vamos a ser todos como la Madre Teresa de Calcuta pero sigamos mínimamente su ejemplo.
Pensemos un poco, reflexionemos y mejoremos!!