miércoles, 24 de junio de 2015

LA humildad de los grandes

La humildad


No hay una virtud que yo valore más que la humildad, la plenitud que siento cuando escucho a los más grandes como si fueran los más pequeños.
Es real que nuestras virtudes deben ser descubiertas por los demás seres y no estar expuestas en una vitrina esperando que alguien las vea y ser alabados.
Es un trabajo que se debe realizar todos los días, para permanecer humildes debemos ser agradecidos.
Espero que nos tomemos un segundo y descubramos en nosotros mismos la falta de humildad en determinadas cosas y de a poco tratar de modificarlo.
Saludos fraternos!!!