jueves, 11 de junio de 2015

El camino correcto

 El camino correcto



Muchas veces nos detenemos a pensar, cuál es el camino correcto que debemos tomar, nos podemos equivocar por supuesto, de eso se trata la vida. Quizás si hubiésemos nacido en otro contexto la vida sería más simple. más sencilla, pero no es éste el caso, donde nuestra preparación se basa en tener logros, ser exitosos, ganar dinero, ser mejor que el otro, tratar de elevar nuestra cabeza sobre el resto para así poder diferenciarnos y sacar alguna ventaja. No debemos sentirnos culpables por eso, ya que para eso es que fuimos entrenados, toda la vida fuimos preparados para competir, las notas en el colegio, felicitamos al que tiene la mejor nota, abanderado quien tiene la mejor nota, y así el camino que transitamos es un camino de entrenamiento en el que si hacemos las cosas como ellos quieren nos premian.
En ese momento de tránsito, no nos preguntan qué es lo que nos hace felices, con que sentimos que el tiempo pasa volando, qué nos lleva a nuestro máximo rendimiento, todo se trata de pasar por todas las opciones que nos dan y elegir la que nos parece correcta.
Bueno hoy los seres que estamos en un proceso de cambio tenemos la posibilidad de empezar a ocuparnos de nosotros, de elegir lo que nos eleva, lo que nos llena, lo que nos hace sentir espléndidos.
Por eso el camino indicado es aquél que nos hace sentir bien, aquél que vemos y sentimos que es fluído, no hay trabas, no hay inconvenientes, todo se da para bien, se nos presentan grandes oportunidades, nos sentimos plenos Puede pasar también, que cuando ya no es más el camino correcto, empieza a revertirse esa situación y empiezan a aparecer obstáculos que nos van a hacer replantear si realmente queremos continuar con lo que estamos haciendo o si realmente es tiempo de cambiar algo.
Nuestra vida no es para desperdiciar, seamos lo más felices que podamos o por lo menos démosle esa oportunidad a nuestros hijos.

Saludos Fraternos!!